Compartiendo el evangelio por el mundo, en tu país


En una ocasión un misionero fue invitado a almozar con un hombre de casi 80 años llamado David, quien sustentaba con generosidad el ministerio del misionero. David no podía ir a visitar el país donde servía el misionero, pero, mientras daba gracias por los alimentos, oró con toda facilida por las personas, los lugares y las circunstancias de aquel lugar. Después de haber orado habitualmente por ese ministerio, no tení problema en mencionar datos específicos. Este homre tenía una perspectiva de la obra misionera que iba más allá de las fronteras de su país, Singapur.

Nuestro señor Jesús nos mandó tener una perspectiva muncial de la obra misionera. Cuando dijo: "Id, y haced discípulos a todas las naciones, enseñandoles que guarden todas lass cosas que os he mandado" (Mateo 28:19-20), no nos pedía que compráramos un billete para ir por todo el mundo a proclamar su mensaje. Quizá no tengamos oportunidad de salir del lugar donde nacimos, pero podemos participar de lo que sucede en el mundo, sin dejar nuestra ciudad natal.

Ahora bien, ¿cómo se hace, como le podemos hablar del amor de Cristo a las naciones sin salir de nuestro país o ciudad? Dejame decirte que hay varias formas como por ejemplo:

  • Estudiantes de otro país que viva cerda de tu casa
  • Hay algún extranjero que trabaje o viva cerca de ti
  • Una familia de otra nación que intenta enfrentar la vida en un entorno nuevo

El evangelio es para todos y también debes ver si hay una persona solitaria a quien puedas levantarle el ánimo hablando de las grandezas de Dios. Actualmente la forma más fácil de compartir el evangelio por las naciones es por las redes sociales o internet. Pero no te confundas no debes ser solo un Cristiano cibernético, también debes hablar de Dios con tus amigos, vecinos y compañeros de trabajo. El fin es compartir la palabra de Dios con todos a tu alrededor.

Si mira a través de los ojos de Jesús, verás un mundo necesitado.

Importante:Si desean colaborar conmigo y bendecir muchas vidas, comparte y recomienda este blog. No olviden comentar y suscribirse en: Facebook, Twitter, Google+Blogger.

Compartir:


También puedes leer:

Siguiente
« Prev Post

Tus comentarios me motivan a seguir adelante. Recuerda que te responderé con otro comentario justo debajo del tuyo. Los comentarios con links no serán publicados

EmoticonesEmoticones